Que el bebé duerma con almohadas y mantas puede ser peligroso

Si bien cada familia lleva adelante sus propias costumbres respecto al cuidado y crianza de sus pequeños, lo cierto es que cada vez se hace más ruido en lo referente a los peligros en los modos de acostar al bebé, haciendo especial énfasis en el hecho de que no deben dormir con almohadas y tampoco muy tapados ya que eso atenta contra su bienestar, llevándolos inclusive frente al riesgo de muerte.

Los padres colocan sabanas o almohadas y peluches en torno al sitio de descanso del bebé dado que suponen que le están permitiendo dormir en un ambiente suave y más cómodo protegiéndolo de los bordes de la cuna o de cualquier tipo de lesión, pero de hecho muchos especialistas concuerdan en que “suave” no es seguro en realidad, sino más bien, peligroso.

Un estudio realizado en Estados Unidos puso el ojo en éstos casos, en el mismo participó la doctora Rachel Moon del Centro Médico Nacional de Niños en Washington D.C, y se descubrió que los bebés negros son dos veces más propensos que los blancos, latinos y asiáticos a morir a causa de estrangulación o sofocación accidental por el síndrome de muerte infantil súbita (SMIS).

Los autores indicaron que esa incidencia está relacionada con la genética y con el hecho de que las familias colocan a sus niños a dormir en entorno peligrosos, por lo que se realizaron entrevistas personalizadas dentro de diversas familias y pequeños grupos de discución con 83 madres negras de Washington DC y la región cercana a Maryland, todas ellas contaban con un bebé recién nacido en la familia.

Durante la entrevista se consultó a las madres si colocaban materiales blandos, sábanas, mantas, almohadas, chichoneras o peluches dentro de las cunas de sus hijos, y por qué lo hacían o no. Más de la mitad de las madres confirmaron la presencia de materiales blandos en la cuna de sus hijos, argumentaron que el motivo era la idea de que el bebé durmiese confortable y cálidamente.

El SMIS causa la muerte de aproximadamente 2500 bebés cada año solamente en los EEUU, colocar elementos en la cuna y poner al bebé de costado o boca abajo para dormir aumenta el riesgo notablemente, por lo que es importante que las familias tomen conciencia de que el niño necesita una superficie de descanso firme, sin elementos, telas o piezas que puedan causar un accidente.

Vía |  Publico
Foto | Okanagan Child

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...