Posibles riesgos con los muñecos Little People de Mattel

Muñecos Little People de 1991

El Instituto Nacional de Consumo (INC) advierte a los consumidores sobre posibles riesgos de los muñecos Little People de Mattel en niños menores de tres años tras haberse constatado un accidente que causó la muerte de un bebé de 10 meses por asfixia. La advertencia se realiza especialmente para aquellos padres que conservan los muñecos que se fabricaron entre los años 1965 y 1991, sobre los que pesa el peligro.

En el año 1992 se dejaron de comercializar tras detectarse varios casos en los que murieron niños a causa de los muñecos, en aquel entonces Fisher Price realizó una campaña informativa advirtiendo sobre los posibles riesgos de los muñecos Little People de Mattel asociados a la asfixia de los pequeños. Al parecer, algunos muñecos se han conservado y ahora, casi 20 años después vuelven a ser noticia al causar la muerte de un bebé.

A través de ABC podemos saber que las autoridades solicitan que quienes posean los muñecos Little People se deshagan de ellos para evitar que puedan caer en manos infantiles y ocurrir un nuevo accidente como el ocurrido en Canadá. En el caso de que se traten de muñecos pertenecientes a coleccionistas, se les solicita que extremen las precauciones para que no sean accesibles a los niños y garantizar la seguridad.

A raíz de las muertes y las denuncias realizadas en 1991, Mattel modificó el diseño de los muñecos aumentando el tamaño de la base (diámetro) de 2 a 3 centímetros a fin de evitar que pudieran ser tragados y producir asfixia. Del mismo modo, también se cambió el nombre para que no se asociaran los riesgos a los nuevos muñecos. La alerta se emite en España sabiendo que es posible que todavía se guarden los mencionados muñecos y finalmente puedan caer en manos de los niños.

En nuestra opinión, cuando se advierte de un peligro asociado a juguetes o productos para niños, estos deberían ser retirados y la campaña de advertencia debería prolongarse lo suficiente como para que todo el mundo tuviera conocimiento de la situación. Resistirse a desechar un determinado producto por su coste puede traer en ocasiones consecuencias dramáticas como ha ocurrido con el bebé canadiense.

En la fotografía que encabeza el post podéis ver los muñecos Little People peligrosos en la parte superior y los nuevos muñecos que los sustituyeron en la parte inferior, recordad, si poseéis uno de los mencionados muñecos (unos niños, un maquinista ferroviario, un perro y un padre), para evitar riesgos es preferible desecharlos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...