Nombres que no se pueden poner a un bebé

Nombres para bebés

Como dice en el artículo de Yahoo!, ¿en qué estarían pensando los padres cuando decidieron elegir nombres que no se pueden poner a un bebé por varias razones, especialmente por cuestiones éticas y morales. Evidentemente hay excepciones de nombres que resultan extraños pero que no guardan relación con la ética y la moralidad, un ejemplo que podemos citar de ello es el niño llamado Q u otros casos similares.

Es curioso, a pesar de que los padres saben que existe una lista amplia e incontable de nombres para niños y nombres para niñas, listas que además incluyen nuevos nombres de bebés, se eligen nombres cuyo significado va a marcar la vida de un niño. La lista de nombres que no se pueden poner a un bebé parece inverosímil y posiblemente la mayoría de los padres no dudarían en descartar los nombres de bebés que en ella aparecen.

A continuación citamos los nombres para bebés que se pueden encontrar y que se han recopilado procedentes de diferentes países del mundo, independientemente de que hayan o no sido aceptados. De Nueva Zelanda, Talula Does The Hula From Hawaii lo que viene a traducirse como Talula baila el hula-hop en Hawaii. Por fortuna, un juez decidió cambiar el nombre durante un proceso por custodia, ya que dejaba en ridículo a la niña y la mofa y la sorpresa eran evidentes, durante 9 años, ese fue su nombre. Otros nombre asombrosos del mismo país, Fish and Chips o Patatas con Pescado, ¿a quién se le puede ocurrir llamar a su hijo patatas con pescado?, quizá fue el plato que la pareja degustó antes de la concepción del bebé y que marcó su amor, quién sabe. Parece que Nueva Zelanda brilla por ser absurda, otros nombres como De Verdad, Fruto del Sexo o Marquesina del Autobús 26 llaman realmente la atención.

En Italia unos padres intentaron llamar Viernes a su bebé, el juez lo denegó dado que lo asoció al servilismo e inseguridad, otros nombres como Dálmata también han sido rechazados. Hay que decir que estos nombres no son tan aberrantes como los de Nueva Zelanda, aunque eso no indica que sean aceptables.

Del mismo país del niño llamado Q (Suecia) proviene el siguiente nombre, Brfxxccxxmnpcccclllmmnprxvclmnckssqlbb11116, su pronunciación podría ser similar a la de una pedorreta, en qué estarían pensando los padres. Lo más gracioso es que aseguraban que su pronunciación era Albin. Suecia brilla por los nombres extravagantes, IKEA, Metallica e incluso Google, todo tipo de gustos dispares.

En Noruega llamar a un niño Gesher o Puente nos recordaría a Cruz y Raya con su “Don Puente”, el nombre recibido por el bebé fue sancionado por las autoridades dado que se trataba de un nombre no aprobado. La madre intentó ofrecer una explicación coherente sobre el por qué de la elección, pero se obviaron los argumentos. Como nota graciosa, en el artículo se indica que la madre tenía ya trece hijos y que quizá se le acabaron las ideas, hubiera sido un buen recurso utilizar un servicio similar al que ofrece el INE (Instituto Nacional de Estadística) para saber cuánto se utiliza un nombre.

No puede ser tan complicado elegir el nombre del bebé, a quién se le ocurre llamar a su hijo Cabeza Apestosa (Chow Tow), pues a unos padres de Malasia. En el año 2006 Malasia publicó una lista de nombres prohibidos que no casan con las creencias y religión, algunos ejemplos, Khiow Khoo que significa Joroba, Sor Chai que significa Loco, o Woti, que significa Tener Relaciones Sexuales. Seguimos citando nombres de la zona oriental, en China un nombre tan original como una arroba “@” fue también denegado.

En Dinamarca encontramos un nombre de mal gusto, Anus o Ano, por fortuna se denegó, pero no es un caso excepcional, al parecer, en el país se rechazan 250 nombres cada año, sería interesante acceder a esa lista, no nos extrañaría encontrar alguna palabrota o insulto como nombre. En Alemania Miatt fue rechazado por ambigüedad dado que no definía el sexo de su portador, no es un caso tan llamativo como los anteriores, otros como Speedy que significa Rápido, o Lafayette o Jazz sí se aceptaron, tampoco expresan mal gusto o se salen de las normas (es una opinión).

¿Llamarías a tu bebé Ovnis?, en Portugal unos padres querían poner ese nombre, se podría decir que delatan su creencia en la vida extraterrestre, una gracia que el niño pagaría con creces. Finalmente mencionaremos Akuma, que en japonés significa Diablo, quizá los padres vieron la película de Vin Diesel (Diablo) y les gustó, ese nombre. Por fortuna las autoridades japonesas lo denegaron y el niño tiene un nombre más acorde y aceptado por la sociedad.

El último nombre pone los pelos de punta, evidencia el fanatismo y la pasión por uno de los mayores genocidas de la historia. En Estados Unidos unos padres creyeron oportuno poner como nombre a su bebé Adolf Hitler, y a sus hermanas nombres como Aryan Nation o Nación Aria. Si buscáramos en profundidad seguro que encontraríamos una lista muy larga de nombres que no se pueden poner a un bebé.

¿Qué opináis al respecto?

Vía | Meneame
Foto | Jon Ovington

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...