Marcas de nacimiento

manchas en los bebés

Algunos bebés presentan marcas de nacimiento sobre la piel, marcas que pueden ser apenas imperceptibles o marcas muy notorias, suelen ser motivo de preocupación para los padres dependiendo de su localización, visibilidad, etc. Existen varios tipos de marcas de nacimiento, pueden ser marcas totalmente planas o formar relieves, también pueden presentarse en distintos colores y formas.

En la mayoría de los casos, las manchas de nacimiento son inofensivas y con el paso de los años suelen disminuir de tamaño llegando incluso a desaparecer. En otros casos las marcas de nacimiento estarían asociadas a algún tipo de problemas de salud, un examen de los especialistas determinará el tipo de mancha que tiene el bebé.

Son muchos los padres que creen que las marcas de nacimiento están relacionadas con los antojos que ha tenido la madre durante el embarazo y que no ha podido disfrutar, en realidad son creencias que no tienen ningún fundamento científico y que deben ser desterradas, todavía no se conoce a ciencia cierta el por qué de la aparición de este tipo de manchas en los recién nacidos.

Las manchas de nacimiento se englobarían en dos tipos principales, manchas de nacimiento vasculares y manchas de nacimiento pigmentadas. Las del primer tipo suelen ser manchas maculares, son manchas de color rojo que pueden aparecer en la nariz, párpados, nuca, etc., y generalmente desaparecen cuando el niño ha cumplido dos años. A estas manchas se las conoce tradicionalmente como picotazos de cigüeña o besos de ángel. Después estarían los hemangiomas, proliferación celular anormal de los vasos sanguíneos sobre la piel u otros órganos que se dividen en dos tipos, los hemangiomas capilares que aparecen en las capas más superficiales de la piel y los hemangiomas cavernosos, estos se dan en las capas más profundas de la piel. El color de cada uno de estos tipos varía del rojo claro en el primer caso, al rojo intenso en el segundo. En ambos casos, son manchas de rápido crecimiento durante los primeros meses de vida, pero que tienden a remitir y desaparecer antes de los nueve años de edad.

El tercer tipo de manchas, englobado en las manchas vasculares, serían las manchas tipo “vino de oporto”, estas se muestran como si se hubiera derramado vino sobre la piel y que se suelen localizar en los brazos, las piernas, el cuello o la cara. Quizá son las manchas más espectaculares de su categoría, pudiendo variar en tamaño y creciendo a medida que crece el niño, pueden ser tratadas y en muchos casos eliminadas.

Las manchas de nacimiento pigmentadas, son manchas resultantes de un crecimiento anómalo de las células que se encargan de fabricar la pigmentación cutánea, en este caso, la producción de melanina (pigmento de la piel, el pelo y los ojos) que realizan los melanocitos. Dentro de esta categoría, las más habituales serían las manchas tipo café con leche debido a su similitud de color con esta bebida. Aparecen en cualquier parte del cuerpo y aunque no representan ningún problema, siempre será preferible acudir al pediatra para que determine su inocuidad. Una sola mancha no entrañaría riesgo alguno, sin embargo, varias manchas café con leche ubicadas en distintas partes del cuerpo podría significar el padecimiento de un trastorno genético, algo que se determinaría con un diagnóstico genético.

Otro tipo de manchas frecuente dentro de la categoría de las manchas de nacimiento pigmentadas, son las manchas sacras, manchas que se suelen encontrar en la espalda y en las nalgas y que se muestran con un color gris azulado. Este tipo de manchas no encierran ningún problema y desaparecen con la edad, son más características en los bebés que presentan una piel oscura.

Finalmente, otra de las manchas de nacimiento más frecuentes, son los lunares, manchas de distintos tonos de marrón o negro que no desaparecen y que estarán presentes a lo largo de la vida. Con este tipo de manchas sí existen algunos riesgos, dependiendo de su tamaño tienen más probabilidades de convertirse en un futuro en un melanoma (cáncer de piel), ante las variaciones de tamaño (crecimiento) es necesario acudir al especialista para que determine la causa.

Ante cualquier tipo de mancha, siempre será preferible consultar con el especialista para que determine su tipo y tratamiento, como hemos visto en el caso de las manchas del tipo café con leche, podrían indicar algún problema de carácter genético u otra dolencia. Hay mucho más que hablar sobre las marcas de nacimiento y las detallaremos una a una en sucesivos post.

Más información | Kidshealt
Foto | Babies411

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...