Los purés comerciales de verduras contienen un alto porcentaje de puré de frutas

Un estudio muestra que los purés comerciales de verduras contienen un alto porcentaje de puré de frutas, lo que enmascara el verdadero sabor de los alimentos de hoja verde, y no facilita que los pequeños acepten de buen grado y en un futuro las verduras en su dieta diaria. Por ello, siempre es preferible que los purés se preparen en casa, ya que los padres tendrán el control de lo que comen sus bebés.

Alimentación infantil

Según los resultados de una investigación desarrollada por expertos de la Universidad Estatal de Pensilvania (Estados Unidos), los pures comerciales de verduras contienen un alto porcentaje de pure de frutas, lo que enmascara el verdadero sabor de las verduras, y no favorece que los más pequeños se acostumbren al sabor de alimentos como las espinacas, el brócoli, la col de Bruselas, etc. A todo esto, hay que añadir que algunas marcas de purés comerciales tienen un porcentaje muy reducido de alimentos de hoja verde, por lo que no se debería hablar de purés de verdura.

Los expertos insisten en la necesidad de no enmascarar los sabores, ya que los bebés y niños pequeños no descubren nuevos sabores y no se acostumbran a ellos, lo que complicará en los próximos años que acepten de buen grado los alimentos vegetales. Como ya hemos comentado en otras ocasiones, lo mejor es preparar el puré en casa, ya que se tiene el control de su composición, los purés comerciales deben ser utilizados como un recurso esporádico y no como un producto habitual en la dieta de los bebés.

En 2018 nos hacíamos eco de otra investigación realizada por expertos de esta misma universidad, en la que se concluía que para facilitar la introducción de las verduras en la dieta de los bebés, podría ser una buena idea añadir un pequeño porcentaje de azúcar o sal. En su momento ya comentamos que se trataba de una idea descabellada, sobre todo sabiendo que la OMS (Organización Mundial de la Salud) aconseja no añadir sal o azúcar a los alimentos de bebés y niñ@s pequeños.

Son varias las investigaciones que apuntan que los bebés y menores de tres años deben ser expuestos a los sabores auténticos de los alimentos en varias ocasiones como estrategia para facilitar que cuando crezcan acepten de mejor grado los alimentos. En este sentido, los purés comerciales no cumplen con esta estrategia y, por tanto, no facilitan la aceptación de la verdura en la alimentación. Es un error ocultar el sabor de los alimentos vegetales con endulzantes como el puré de fruta, pero es un fraude que el producto se denomine puré de verdura y contenga sólo un pequeño porcentaje de verduras.

Los expertos comentan que las verduras son un grupo de alimentos muy importante en el marco de una dieta saludable, cada vez existe un mayor interés por promover la aceptación y el consumo de vegetales entre los bebés como estrategia que facilita el establecimiento de un patrón de alimentación saludable para toda la vida. Muchos padres con toda la buena intención quieren que sus pequeños coman más verduras, pero proporcionarles purés comerciales no es la mejor opción. Los investigadores invitan a los padres a probar estos purés, para que puedan comprobar que en muchos casos el sabor percibido es el de la fruta y no el de las verduras (o ni eso, sino, un sabor indeterminado).

En la investigación, los expertos realizaron un análisis de 21 alimentos infantiles comerciales que contienen vegetales y uno preparado en un laboratorio. Estos productos fueron evaluados por un panel de cata para determinar el sabor y la textura, a esto se suman los análisis descriptivos para perfilar cuantitativamente las propiedades sensoriales de las 21 muestras.

Se determinó que los productos que contenían fruta no sólo eran más dulces que los productos que no contenían fruta, sino que también tenían más sabor a frutas y los sabores de verduras apenas se apreciaban. Por tanto, se sugiere que los perfiles sensoriales de los alimentos vegetales infantiles disponibles comercialmente, pueden no ser adecuados para facilitar una mayor aceptación de los alimentos vegetales verdes. Mientras la industria no cambie la formulación de este tipo de purés, lo mejor es preparar en casa los purés vegetales y seguir una estrategia donde los alimentos preparados comerciales, apenas tengan presencia, con ello se podrá encauzar el gusto de los más pequeños y que acepten mejor las verduras en un futuro. Podéis conocer todos los detalles de la investigación a través de la revista científica Appetite.

Foto | Pan American Health Organization

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...