Las cataratas en los recién nacidos

cataratas en los recien nacidos

Las cataratas congénitas en los recién nacidos es una enfermedad de la visión que causa el 20% de las cegueras en los bebés y que generalmente es hereditaria, a pesar de que es posible evitar este problema detectándolo a tiempo y con el tratamiento adecuado.

Las cataratas es una enfermedad que se suele relacionar con las personas mayores ya que suelen aparecer con la edad, cuando el ojo ha envejecido, se produce un cambio en el cristalino del ojo que en lugar de ser transparente como ocurre en un ojo sano en este caso se vuelve opaco impidiendo la correcta visión, volviéndose ésta borrosa e indefinida ya que el cristalino es la lente que permite al ojo ver con buena definición las imágenes y enfocar en la retina la luz correctamente.

En los bebés las cataratas se identifican como una mancha blanca que se forma en la pupila, una enfermedad que debe tratarse entre el mes y los dos meses y medio de vida porque de lo contrario si no se detectan a tiempo los problemas visuales serán graves e irreversibles, por lo que las primeras consultas al pediatra son fundamentales ya que sirven para evitar este tipo de enfermedades entre otras. En el examen visual que se suele hacer al niño en las consultas mediante una luz en los ojitos se ve si hay algún reflejo rojo al alumbrarle. Es un reflejo igual al que se ve cuando se saca una foto con flash, es un signo que permite ver que la luz está llegando correctamente a la retina. Cuando ese reflejo no aparece es cuando hay que comenzar a sospechar de algún tipo de enfermedad en la visión.

Otros síntomas de las cataratas en los recién nacidos además de la mancha blanca en los ojos, son espasmos de los músculos de los ojos que provocan movimientos involuntarios, estrabismo o intolerancia exagerada a la luz. Cuando se detectan las cataratas en los recién nacidos ha de llevarse a cabo una operación mediante microcirugía oftalmológica en quirófano. Se deberá usar unas lentes de contacto externas para rehabilitar el ojo y una estimulación visual durante un tiempo que recaerá en manos de los padres. La recuperación dependerá de el resultado de la operación, de la rehabilitación visual posterior con un tratamiento de la ambliopía.

Vía|  saludsanluis.blogspot.com
Foto| Jeff Sandquist

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...