La falta de lactancia materna podría aumentar el riesgo de muerte súbita del bebé

No dejan de sumarse los motivos por los cuales los expertos en salud y nutrición de todo el mundo recomiendan a las madres la lactancia exclusiva durante los primeros seis meses de vida del bebé.

lactante

La lactancia materna tiene una amplia gama de beneficios a tener en cuenta, tanto para el bebé recién nacido como para la madre, ya que como hemos notificado en gran cantidad de oportunidades, se trata de la mejor opción para alimentar al niño, nutrir su cuerpo, aumentar sus defensas y generar un vínculo que sin dudas será el más fuerte que conocerá basado en el amor con su madre.

Los expertos recomiendan seis meses de lactancia exclusiva, un consejo que permite procurarle al bebé un crecimiento sano y efectivo durante el momento más vulnerable de su existencia, además de ser un ahorro muy positivo para la familia, ya que solamente requiere que la madre lleve una buena nutrición y un estilo de vida saludable.

No podemos dejar de mencionar que numerosas pruebas han dado a conocer que la falta de lactancia materna representa algunos riesgos a correr desde el nacimiento del niño, ya que se lo relaciona a un incremento en el riesgo de la aparición del síndrome de muerte súbita del bebé.

Los especialistas del Ministerio de Salud sostienen la idea de que la lactancia materna siempre que sea posible debe ser tomada como una obligación ya que nutricionalmente se trata de un alimento que supera a cualquier otra alternativa natural o artificial, dado que evita sobre todo el riesgo a infecciones, alergias y enfermedades.

Teniendo en cuenta el incremento de desastres naturales en diferentes puntos del planeta de forma cada vez más frecuente como por ejemplo inundaciones, terremotos o huracanes entre otros fenómenos, los expertos indican que en esos casos los niveles de mortalidad infantil puede elevarse en este tipo de situaciones de emergencia de 2 a 70 veces más, debido a complicaciones en la salud de los bebés por no tener altas las defensas a causa de no haber lactado, ya que pueden ser víctimas de infecciones, diarrea, enfermedades respiratorias o desnutrición severa, disminuyendos sus chances de salir adelante.

En base a esto, se recomienda más que nunca a las madres que den el pecho a sus bebés, ya que la lactancia materna puede resultar como la única garantía para una supervivencia llegado el caso, de otra forma los niños son completamente vulnerables a estas enfermedades en situaciones de riesgo como las anteriormente mencionadas.

Vía | RPP
Foto | FrankGuido

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...