Informe Europeo de Salud Perinatal

Se ha publicado el Informe Europeo de Salud Perinatal, un documento que proporciona una visión europea de la salud materna y la salud de los recién nacidos. Según los resultados, España ocupa los primeros puestos de Europa en los partos instrumentados o el de mayor porcentaje de mujeres que tienen su primer parto pasados los 35 años de edad.

Indicadores básicos de la salud y la atención de las mujeres embarazadas y los bebés en Europa en 2015

La red Euro-Peristat ha publicado el Informe Europeo de Salud Perinatal titulado “Indicadores básicos de la salud y la atención de las mujeres embarazadas y los bebés en Europa en 2015”, como se puede comprobar, los datos de este informe corresponden a hace tres años y han sido recabados a partir de 100 sistemas estadísticos nacionales y públicos de países miembros de la Unión Europea, que han recogido más de cinco millones de nacimientos.

El documento de 180 páginas proporciona una visión europea de la salud materna y la salud de los recién nacidos, según los expertos que lo han elaborado, puede ser de gran ayuda para mejorar en el campo de la salud materna y neonatal. La información refleja que nuestro país es el de mayor porcentaje de madres que se enfrentan a su primer pato habiendo superado los 35 años de edad, también es el país que tiene un mayor número de instrumentales a fin de poder extraer al bebé.

Es decir, en el parto se utilizan aparatos como los fórceps, las espátulas (parecido a los fórceps), las ventosas, una especie de campana de extracción de vacío con la que se procede a sujetar la cabeza del bebé y traccionar para facilitar el parto. El problema de los partos instrumentados es que se pueden producir diversas complicaciones, en las madres se pueden producir desgarros y laceraciones, lesiones del nervio pudendo que se localiza en la región pélvica, fracturas, lesiones de órganos, hematomas, etc.

En los bebés se pueden producir complicaciones menores o severas, destacan las marcas por el uso de las palas, las equímosis (depósitos de sangre debajo de la piel) debido a contusiones, hematomas, hemorragias intracraneanas, cefalohematomas o acumulaciones de sangre en el cuero cabelludo, parálisis facial, etc. Pues bien, España encabeza este particular ranking junto a países como Irlanda, donde el número de partos instrumentados alcanza el 15’1%, nada menos que más del doble de la media europea que se establece en un 7’2%.

Sobre las cesáreas, nuestro país tiene una media de un 24’6%, por lo que se coloca por debajo de la media europea establecida en un 27%, y muy distante de otros países donde se llega a alcanzar un 40% de cesáreas. Sin embargo, en relación a la tasa de mortalidad neonatal, España tiene una tasa bastante baja, ocupando el puesto 30 en Europa, después de Eslovenia, Islandia, Finlandia, Noruega, República Checa, etc. Nada que ver con lo que sucede en países como Rumanía, Irlanda del Norte o Malta, países que, según el informe, tienen las mayores tasas de mortalidad neonatal.

En este sentido se aclara que aquellos países que son más restrictivos con el aborto, tienen unas estadísticas más elevadas de mortalidad neonatal, es decir, las cifras están relacionadas con las políticas en materia de interrupción del embarazo. A pesar de que los resultados son llamativos, se destaca que, respecto a los datos de 2010, se ha producido un descenso de la mortalidad neonatal, cuantificada en un 10%. La media de mortalidad infantil en Europa se establece en 3’1 por cada 1.000 bebés nacidos vivos, en nuestro país la media se establece en 2’7 por cada 1.000 bebés nacidos vivos, por lo que ocupa la posición 12 en el ranking de mortalidad.

Sobre los niños que nacen con bajo peso, España tiene una cifra elevada alcanzando el 8’3% de los nacimientos, casi a la mitad (4’5%) se reduce en países como Finlandia, Estonia, Islandia y Suecia. En este apartado, España sintoniza con otros países que superan un 8% de mortalidad, como es el caso de Hungría, Portugal, Grecia o Chipre, siendo el sexto en este particular ranking. Sobre los nacimientos prematuros, se ha mejorado levemente con respecto a los datos de 2010, situándose la media en un 7’6%.

Nuestro país se sitúa a la cabeza en lo que respecta al parto prematuro, mortalidad y morbilidad perinatal en los partos múltiples. En el informe se destaca que en algunos países los datos estadísticos son de baja calidad, por lo que probablemente, de contar con datos más fiables, algunas cifras variarían. Lástima que esta radiografía de la salud perinatal se haya realizado con datos del 2015, sería interesante conocer cuál es la situación actual.

Podéis conocer el informe completo ‘Indicadores básicos de la salud y la atención de las mujeres embarazadas y los bebés en Europa en 2015‘ de la red Euro-Peristat, a través de este enlace Pdf.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...