El desayuno

El desayuno

Desde su nacimiento los niños van creciendo y poco a poco descubren el mundo que les rodea de modo que su nivel de actividad física es también creciente al mismo tiempo que su organismo se va fortaleciendo para protegerle de los agentes externos a los que está expuesto.

La principal inquietud en este momento es proporcionarle un crecimiento sano y concretamente alimentarle de modo que pueda empezar el día con vitalidad para seguir explorando lo que le rodea y un buen desayuno es fundamental. La Asociación Americana de Dietética es tajante al respecto, es imprescindible comenzar la mañana con un buen desayuno, pues éste, además de proporcionarles la energía necesaria contribuirá en que se concentren mejor facilitando la resolución de problemas en situaciones cotidianas.

Ahora que es pequeño es el momento de acostumbrarle a desayunar equilibradamente para que esta rutina se convierta en un hábito saludable para el resto de su vida. El niño poco a poco va abandonando las papillas y los biberones pero todavía tiene unas necesidades nutricionales específicas para su edad, entre otras el consumo de medio litro de leche al día fundamental para su desarrollo.

Respeta los gustos de tu hijo en la medida que puedas pero enséñale a alimentarse equilibradamente sin descartar nada que pueda ser bueno para él, es importante que crezca sano y fuerte con toda la vitalidad y energía que necesita cada mañana, además los niños que no desayunan tienen un mayor riesgo de caries y evitar los desayunos escolares a base de bollería industrial, ya que este es uno de los errores en la alimentación infantil más habituales.

Foto| Jokke

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...