Dormir sobre pelaje animal en la infancia reduce el riesgo de asma

Según los resultados de una investigación realizada por la Sociedad Respiratoria Europea (ERS), dormir sobre pelaje animal en la infancia reduce el riesgo de asma hasta en un 79% a los 6 años de edad.

Asma infantil

Una investigación desarrollada por el ERS (European Respiratory Society), sugiere que la exposición temprana a la piel de animales y a los microorganismos presentes en ella, podría tener un efecto protector contra el asma y diversos tipos de alergia. Concretamente se apunta que dormir durante los tres primeros meses de vida sobre pelaje animal tendría efectos beneficiosos a largo plazo, reduciéndose la probabilidad de padecer asma a los 6 años de edad en un 79%, a la edad de 10 años el riesgo se reducía en un 49%.

En estudios anteriores se concluía que la exposición de los bebés a una amplia variedad de entornos tendría un efecto protector contra el asma, aunque estos estudios no se han podido confirmar en los entornos urbanos o en las zonas costeras.

La nueva investigación se ha desarrollado en entornos urbanos y en ella participaron más de 3.000 recién nacidos (la mayoría en el año 1998) en Alemania, una parte de los bebés durmieron sobre piel de animales durante los tres primeros meses de vida, posteriormente se realizó un seguimiento de la evolución de la salud a lo largo de 10 años.

Finalmente se utilizó la información de 2.441 niños, un 55% debían dormir sobre una piel de animal durante los tres primeros meses de vida. Tras realizar el seguimiento se pudo constatar la reducción del riesgo de padecer asma a los 6 y 10 años de edad en los porcentajes indicados, en comparación con el grupo de control de los niños que no fueron expuestos a una piel animal.

Los expertos explican que en estudios previos se sugirió que los microorganismos presentes en el medio rural podían proteger a los niños de esta enfermedad, de ahí que en un medio urbano se utilizara la piel animal, ya que contiene diversos microorganismos similares a los presentes en el medio rural.

Dados los resultados, los expertos del ERS consideran que es prioritario estudiar con mayor profundidad el ambiente microbiano presente en una piel animal a fin de poder confirmar y ratificar la asociación entre los microorganismos y el asma infantil. Es una curiosa investigación, una de las soluciones para reducir el riesgo de asma tardía en los niños de las grandes ciudades, podría ser recomendar que los bebés durmieran sobre una piel animal.

Sin embargo, y como ya hemos indicado en otras ocasiones con respecto a las investigaciones y los resultados que se dan a conocer, sería interesante realizar un nuevo estudio que confirmase los resultados obtenidos por los expertos de la European Respiratory Society.

Foto | PhyIB

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...