Cortar las uñas del bebé

Cortar las uñas del bebé

Una de las cosas que más miedo nos da a los padres es el tema de cortar las uñas del bebé, ya que vemos esas manitas diminutas con esos deditos tan pequeños que comenzamos sin poder evitarlo a dudar de nuestra vista y de nuestro pulso.

Contra toda creencia a los recién nacidos no es necesario cortarles las uñas, ya que las tienen tan blanditas que cuando les bañamos generalmente se les van partiendo y lo único que tenemos que hacer es con una lima al agua, coger sus manitas e ir limando las uñas de los deditos de la punta hacia dentro, nunca en dirección hacia fuera.

Cuando el bebé ya tiene cerca de los tres meses es cuando podemos comenzar a utilizar las herramientas para cortar las uñas del bebé, lo mejor suele ser un cortaúñas pequeñito ya que tiene la forma adecuada y resulta más sencillo, pero para aquellos que no se apañen bien siempre pueden utilizar las tijeras de punta redonda de toda la vida. Las uñas de los deditos tienen que seguir su curva natural, las de los pies deben ser cortadas algo más rectas.

Si el bebé no para quieto lo mejor es esperar a que se duerma, de esta manera podrás hacerlo con más calma, o solicitar la ayuda de otra persona que mientras te sujeta la mano tú puedas cortar las uñas del bebé. En caso de que accidentalmente cortases un poco la piel del dedito no te alarmes, aplica una gasita estéril en el corte y aprieta un poquito hasta que deje de sangrar, después desinfecta la herida con un poquito de agua oxigenada y listo. No olvides que cuando son tan pequeñitos aún no tienen los nervios desarrollados del todo y el dolor es mínimo por lo que hay que estar tranquilos y realizar la tarea cotidiana de cortar las uñas del bebé con calma.

Foto| rypson

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...