Abandonar el pañal correctamente

Pautas a seguir para abandonar correctamente el pañal y evitar problemas como la enuresis o las infecciones en los bebés.

Pautas para abandonar el pañal

Algunos padres parecen tener prisa para que sus hijos abandonen el pañal, puede ser algo lógico teniendo en cuenta, el gasto económico o el trabajo de tener que cambiar al bebé, pero la retirada del pañal debe realizarse de forma correcta y coherente, sobre todo si no queremos que los bebés terminen sufriendo problemas como los malos hábitos en la micción que pueden derivar en incontinencia urinaria, infecciones, etc.

Por ello se ha puesto en marcha una campaña informativa con el título Consejos para la correcta retirada del pañal en niños, es una campaña orientada a los padres, pero también a especialistas de salud que trabajan directa o indirectamente en las áreas pediátricas. El propósito es mostrar qué pautas se deben adoptar para poder abandonar el pañal correctamente sin que se sufran los problemas mencionados.

Los expertos nos explican que entre los dos y los tres años es el mejor momento para empezar a retirar los pañales, este periodo se amplía hasta seis meses más en el caso de los pañales nocturnos. La mejor época para empezar con el abandono es el verano, la razón que se argumenta es que como hace calor, el niño puede estar sin pañal de una manera más segura y confortable. Además, si se le escapa el pipí, es la estación del año en la que llevan menos ropa. En el caso de que durante el verano no se logre el objetivo, se recomienda intentarlo nuevamente en el próximo verano, pero siempre hablando dentro del periodo establecido entre los dos y los tres años.

Otros accesorios que pueden servir de gran ayuda para facilitar el abandono del pañal son los orinales y WC adaptados a los niños, recomendamos especialmente aquellos que ofrecen una recompensa en forma de melodía, es una forma de motivar al pequeño a que realice sus necesidades en el orinal y así, poco a poco abandonar el pañal, para las niñas, en el artículo de Diario Información los expertos recomiendan además utilizar un reductor de circunferencia.

Decíamos que el pañal nocturno se prolonga hasta seis meses más, en el caso de que los escapes se produzcan pasados los cinco años de edad y la cama se moja más de cuatro veces al mes, es recomendable consultar al especialista porque es posible que el pequeño sufra enuresis. En este caso se ha de discriminar el tipo de enuresis, si es únicamente nocturna o si también tiene escapes durante el día, por lo que se estaría hablando de síndrome enurético.

Abandonar correctamente el pañal es tan necesario como tener paciencia, una mala práctica puede derivar en la enuresis y por tanto reducir la calidad de vida, la disminución de la autoestima del niño, el aumento del sentimiento de vergüenza, e incluso se apunta una reducción del rendimiento escolar.

Foto| Pawel Strykowski

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...